Currículum de Lovino Vargas

Ir abajo

Currículum de Lovino Vargas

Mensaje  Lovino Vargas el Dom Jun 19, 2011 5:04 pm


Nombre: Lovino Vargas
Edad: 21 años, pero el 70% de las personas que lo conocen lo fastidian con parecer menos (?)
Nacionalidad: Italiano
Antigua Profesión: Uno que otro trabajo temporal, llámese mesero, atendiendo en algún local. Ningún oficio en especial.
Orientación Sexual: Diría que heterosexual, pero no lo tiene bien claro. [-Señala "Historia".-]

Perfil físico:

Descripción general:
Su cabello es fino y suave, a pesar de no darle tanto cuidado como pareciese; Color castaño oscuro, del que sobresale un flequillo hacia su derecha y, lo más notorio, un curioso rizo anti-gravedad que acompaña dicho flequillo. Imposible de alisar y prefiere no darle mayor atención a ello a pesar de lo mucho que ha sido molestado por él.

De su cálido pero amargado rostro, resaltan sus ojos color olivo, que dependiendo de ciertos factores pueden cambiar (Por ejemplo: Al despertar, al haber presencia de mucha luz o al llorar, su iris toma un color más verdoso; En cambio, si hay poca luz, su tono se irá a la gama de cafés~)

Sobre su cuerpo en general, habría que destacar su contextura fina que, curiosamente, tiene un gran potencial y agilidad para los deportes que ninguno se imagina a simple vista. Estatura media, no resalta entre la multitud, pero nunca le ha interesado aquello, hasta que empiezan a recriminárselo, y claro, reaccionará mal.

Peso (aproximado): 63 kg. App
Estatura (aproximado): Mide unos 1,73 metros app.
Color de piel: Su tez, en apariencia simple, es de un tono claro, pero si uno se detiene en ver dicha piel del italiano se dará cuenta que es levemente bronceada. Pero cuidado, si te acercas mucho lo molestarás, y puede que se ruborice un poco (Cosa que se le nota bastante al pobre)
Extras: Trae consigo una pequeña cruz que cuelga en su cuello con una cadena. No suele estar a la vista, ya que estará escondida dentro de su ropa.
Imagen:

Spoiler:

[Corresponde a “Italia del Sur” en Hetalia Axis Powers, creado por Hidekaz Himaruya~]


Perfil psicológico:

Descripción general:
Su semblante es sereno, acompañado de su fruncido ceño.
Si uno lo analiza, Lovino resulta ser una persona muy cerrada. ¿Por qué? Porque comúnmente no se deja acercar mucho a la gente, y si alguien lo intenta, siempre recibirá alguna brutalidad por parte de él. Pero es simplemente una forma de protegerse, de no parecer "inferior".
A pesar de ello, si alguien logra relacionarse con él, ya sea en el ámbito "amistad" o "amor", éste puede dejar de lado aquel orgulloso comportamiento y ablandar un poco su gesto y hasta, proteger a ese alguien sin importar la dificultad que le cueste. (Puede llegar a ponerse celoso si un tercero se acerca a dicha persona (?)); Y si no, seguirá siendo un sarcástico y amargado a todo ser vivo.
También es horriblemente vago. Aunque tenga gran capacidad física, no la aprovecha bien al tener pereza a los deportes o esfuerzo en general; por lo que prefiere hacer cualquier otra cosa, o simplemente, dormir. Digamos que... Hay que incentivarlo para que trabaje.

Gustos:
- Pasta.
- Pizza.
- Tomates.
- Vino.
- Comida italiana en general (?).
- Dormir.
- La música, a pesar de no saber tocar ningún instrumento.
- El café.
- El arte.
Disgustos:
- La gente egocéntrica.
- También gente que lo estorbe más de la cuenta.
- Que lo ignoren.
- La mala comida.
- Que lo decepcionen.
Fortalezas:
- Su mente cognitiva en ciertas ocasiones.
- Potencial físico, en especial para escapar (?).
- Es hábil en la cocina y disfruta de ello (?).
Debilidades:
- Se irrita con facilidad.
- Su pereza.
- Es muy impulsivo, de repente no piensa las cosas con detenimiento.
- Cuando no sabe que hacer: 1.- Se acobarda y grita; 2.- Huye (?)
- Se asusta fácilmente.
Temores:
- Quedar completamente solo.
- Incertidumbre en relación al futuro.

Historia:

Spoiler:
Nació en una familia común y corriente en Roma, Italia. Nada en especial: Un padre, una madre, un abuelo y hermano. Era una familia dinámica y alegre, cosa que no encajaba muy bien en la personalidad del italiano, ya que el chico resultaba ser un poco contrario al núcleo familiar, es decir, sereno pero a la vez fácil de enojar; a pesar de ello, le tenía un amor gigantesco a su hogar y era capaz de regalar una sonrisa a quienes quería. Nunca hubo mayores dificultades dentro de casa, pero cuando éste cumplió dieciocho su padre le dio la posibilidad de vivir solo. Opción que tomó al instante Lovino porque, reitero, a pesar de querer a su familia, éste prefería la soledad. Gran error.

Comenzó a vivir en un departamento que pagaba con sus trabajos de medio tiempo. Le era tranquilo y, aunque no lo admitiera, extrañaba de vez en cuando la calidez de su energética familia. Frutos del error que había cometido comenzarían pronto. Cuando cumplió sus diecinueve, conoció a un chico: Alto, tez clara y cabello tan oscuro como sus ojos, de nacionalidad inglesa. Vivían en el mismo piso del edificio y éste se le acercaba cuanto podía al italiano. Nació una amistad entre ellos, pero Lovino intentó evitar como pudo a Henry, el inglés, porque paulatinamente empezó a sentir algo más que una simple amistad. No quiso aceptarlo, creía estar loco. "¿Qué demonios te ocurre? ¡Maldita sea! De todos modos no se haría realidad esa tontería" se decía. Otro gran error. Resulta que Henry lo seguía por la misma razón que por la que Lovino estaba alejándose de él; Resulta que, dicho "amor", era correspondido después de todo.
Nadie supo de su relación, el castaño tampoco tenía intenciones de que su familia se enterase, por alguna dificultad que opusiera ésta misma. Nunca antes había sentido algo tan fuerte por alguien, y nunca se había entregado tanto por alguna persona. Así fue por un año, un año intenso desde el punto de vista emocional de Lovino.

Pasó un año y llegó el vigésimo cumpleaños del italiano, en el que el inglés le informó la triste noticia de que debía marchar a Londres nuevamente. "No quiero que estés triste, pero no podré regresar a Italia por mucho tiempo". Una oración rondó en la mente de Lovino y no pudo quitársela de los labios: "Trataré de ser feliz", con la que se daba ánimos. Cada día que transcurría luego del viaje del inglés, amargaba más al chico, y éste pensaba que con una frase como "Trataré de ser feliz" no le era suficiente. Un día, decidió trabajar sin descanso, ahorró todo lo que pudo y no comió si es que era necesario. Su hermano, que regularmente lo visitaba, no entendía para nada la actitud de él. Tan trabajólico, tan motivado y empeñoso por ganar dinero ¿Para qué? Para poder conseguir un boleto de avión a Inglaterra.

Transcurrió todo un año en el que no descansó para conseguir su tan añorado monto final. Y lo logró. Tuvo que contar el dinero unas tres veces para poder creerlo. Quedó estupefacto en frente de su escritorio en donde tenía repartido el dinero, no se movió ni hablo, sólo una sonrisa se le escapó de sus labios y a los pocos segundos empezó a gritar al cielo: "¡SÍ, MALDITA SEA, LO LOGRÉ!". No lo dudó más y llamó a Henry para informarle de la buena nueva. Pasaron unos días y cuando pudo viajó a Inglaterra, dejando atrás a su familia y amigos de su ciudad natal ya que no quería involucrarlos. Las piernas le temblaban en el avión, no podía creer lo que estaba haciendo… Hasta que escuchó a la azafata anunciar el arribaje a Londres. Bajó rápidamente a buscar al tan nombrado inglés. “Dijo que estaría esperando en la terminal ¿Dónde estará ese idiota?” Se dijo en ese momento.
Pasado unos minutos y al fin lo había encontrado. Una pequeña sonrisa empezó a dibujarse en el italiano rostro, hasta que notó que estaba en compañía de una chica. La miró con curiosidad, y su mundo se dio vuelta cuando ésta habló y lo señaló: “Amor, ¿Quién es él?”. ¿Había oído lo que había oído? ¿Cómo era posible? ¿Dejó todo atrás por alguien que… Ya le había reemplazado? Su rostro empezó a hervir, sus verdes orbes se humedecieron, su orgullo estaba herido… Pero mucho más su corazón. “… ¡MUÉRETE, BASTARDO! ¡No sé ni qué hago aquí!” Dijo sin más y corrió fuera de la terminal, maldiciendo a cada quien que se le cruzaba por el frente. Salió y se encontró con las frías calles inglesas. Revisó sus pertenencias y se dio cuenta de algo: No trajo consigo dinero más que con el que pagó el boleto y tampoco había traído su teléfono móvil, es decir, incomunicado totalmente.

Error tras error… Las cosas empezaron a dificultarse para Lovino. Primero había entablado relación con un idiota ¡UN idiota! Ni siquiera se trataba de una chica. Y ahora se encontraba perdido en una ciudad que ni conocía por un impulso amoroso. Se sentía idiota, un completo idiota. ¿De dónde diablos conseguiría el dinero para regresar a Italia?
Comenzó a buscar algún trabajo de manera fugaz. Transcurrían los días y nada. En una plaza, empezó a lamentarse de su situación el pobre italiano y un señor le dijo de forma irónica “Si tan desesperado estás, vete al circo”. Lo que nunca habría imaginado el peatón, es que el castaño consideró esa posibilidad al instante. Lo tomó por el brazo y preguntó cada detalle, dónde quedaba, cuanto pagaban, etc. Dicho señor le respondió como pudo, destacando el rumor de que pagaban grandes cantidades de dinero por el oficio. No lo meditó más y luego de agradecerle al confundido peatón, partió rumbo al anteriormente mencionado circo.

Algo había aprendido, a no entregar su corazón a un bastardo nunca más y pensar dos veces antes de viajar al extranjero. ¿Estaba apunto de cometer otro error tras ir al circo? ¿Lograría conseguir su tranquila vida de nuevo?
Sólo tenía una meta en mente: Obtener el dinero necesario, largarse de aquel oficio y regresar a Roma, en donde no cometería otra idiotez de gran magnitud.

Otros datos:
- NO SE METAN CON SU RIZO… Cofcofzonaerógenacofcof :3
- Sufre de un tic verbal, lo que provoca que repita en ocasiones “Chigi~”
- Si te trata de “Tonto”, "Imbécil", “Bastardo”, “Tarado”, “Idiota”, etc, no lo tomes a personal, ése es su trato normal (?)
avatar
Lovino Vargas

Mensajes : 9
Fecha de inscripción : 16/06/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Currículum de Lovino Vargas

Mensaje  Nimmersatt Beelzebub el Dom Jun 19, 2011 6:01 pm

- Desde el otro lado del escritorio sólo puedes ver un par de piernas balanceándose. Efectivamente, Nimmersatt está con la espalda apoyada en el asiento y las piernas en el respaldo. Palabras simples: Está sentada de cabeza. Se le ve concentrada leyendo el curriculum - ... ... In-te-re-san-te~ ¡Me gusta tanta miseria! ¡Me gusta ver tanto dolor! - rápidamente se pone de pie y salta sobre el escritorio. Te señala con una sonrisa bajo su máscara - ¡Tienes lo que se necesita para estar aquí!... ahora... ¡¡CORRE A HACER LA ENTREVISTA!! - te empuja fuera de las oficinas -

_________________
avatar
Nimmersatt Beelzebub
Admin

Mensajes : 67
Fecha de inscripción : 20/05/2011

Ver perfil de usuario http://darkworldcircus.forosactivos.net

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.